“Honeymoon”, música en blanco y negro

CLARA ZAPATER USERO

El nuevo disco de Lana del Rey, Honeymoon, llegó el pasado 18 de septiembre al mercado de la mano de la discográfica Interscope. Se trata del tercer álbum de la cantante neoyorkina, que lanzó su primer trabajo (Born to die) en 2012 y que hace tan solo un año sorprendió al mundo con Ultraviolence.

Honeymoon, como su título revela, es una pequeña muestra de esa corta pero intensa ‘luna de miel’ que la cantante ha vivido desde que decidiera casarse con la industria musical en 2012. Y es que, nada más publicarse su primer single, Video Games, esta joven que se autodenomina “una Nancy Sinatra gánster” logró en tiempo récord consagrarse como artista y convertirse en una de las figuras más importantes del panorama musical del momento.

Mientras que Born to die tiene influencias hip-hop y Ultraviolence ha sido bautizado como pop-rock psicodélico, Honeymoon es una mezcla perfecta y renovada de ambos estilos. Lana del Rey ha demostrado que es capaz de hacer que sus álbumes sean muy diferentes entre sí pero que, a la vez, se distinga en todos ellos un hilo conductor común. Quizás ésta sea la clave de su éxito: lograr sorprender e innovar sin perder esa esencia que la caracteriza, algo que consigue al participar en la composición de todos sus temas.

Lo que hace especial a Honeymoon respecto a los trabajos anteriores de la cantautora americana es que, en esta ocasión, se ha centrado especialmente en estilos como el jazz o el blues. Lana siempre se ha mostrado ante el mundo como una joven de otra época atrapada en una era que la aprisiona y, aunque en temas como Young and beautiful o The other woman ya nos hubiera dado pistas de ello, Honeymoon recoge catorce canciones que bien podrían pertenecer a los años veinte o a la década de los cincuenta. De hecho, algunas de ellas como Swan Song, 24 o Salvatorepodrían ser bandas sonoras de cualquier película de la saga James Bond.

La canción
La canción “Young and beautiful” de Lana del Rey se convirtió en la banda sonora de la película “El gran Gatsby” (2013). Fuente: Genius.

Por otro lado, en este nuevo LP también encontramos influencias de artistas como David Bowie en la canción Terrence loves you o de Nina Simone, ya que Del Rey versiona su clásica Don’t let me be misunderstood. Sin embargo, si algo hay que reconocer es que, pese a que la neoyorkina busque inspiración en otros artistas, al escuchar cualquiera de sus temas bastan unos segundos para saber que es ella quien canta. Y es que Lana del Rey compone su música ‘en blanco y negro’: combina una melodía blanca, pura y celestial con letras negras, duras y lúgubres, y esto culmina en una misteriosa estimulación de los sentidos.

Esta dualidad musical puede apreciarse en High by the beach, el primer single de Honeymoon que salió a la luz. En esta canción, la compositora utiliza una música relajante e hipnótica para relatar, sin embargo, cómo “todo lo que quiero es drogarme en la playa”. Pero, aunque Lana pueda parecer una mala influencia, lo cierto es que la treintañera sigue un estilo de vida bastante saludable: no consume alcohol ni drogas. Sus versos llenos de dolor no son más que el resultado de una adolescencia complicada en la que sí tuvo problemas con la bebida y, quizás, sus letras son la manera que tiene rebelarse contra el mundo y de sentir de nuevo la adrenalina que encontraba en sus antiguas adicciones.

Por otro lado, la portada del nuevo disco es obra de Neil Krug, un fotógrafo consagrado de Los Ángeles que ya en 2014 inmortalizó la imagen que aparece en la carátula de Ultraviolence. En palabras de la cantante, “Honeymoon está inspirado en el océano”, y Krug ha querido plasmar esa atmósfera playera en la portada, en la que podemos ver a Lana del Rey posando con gafas de sol y pamela en un descapotable.

Carátula de “Honeymoon”, el nuevo disco de Lana del Rey. Fuente: American Songwriter.

En cuanto a la gira, todavía no se han confirmado ni las ciudades ni las fechas en las que la estadounidense actuará. Por el momento, tendremos que conformarnos con que la voz susurrante y terapéutica de esta ‘sad girl’ llegue a nosotros a través de unos simples auriculares.

FUENTES:
LANA DEL REY’S ‘HONEYMOON’: EVERYTHING WE KNOW – ROLLING STONE
LANA DEL REY: “HONEYMOON” – MÁS DECIBELIOS
LANA DEL REY, HONETMOON REVIEW: ‘MANICURED MELANCHOLY’ – THE TELEGRAPH
ULTRAVIOLENCE. LANA DEL REY – MINDIES
Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s